El herpes zóster, una enfermedad causada por el virus varicela-zoster, el mismo virus que causa la varicela. La culebrilla en sí misma no es contagiosa. No puedes contagiar la condición a otra persona. Sin embargo, el virus varicela-zóster es contagioso, y si tiene herpes zóster, puede transmitir el virus a otra persona, lo que podría hacer que desarrolle varicela.

Propagación del herpes zóster

Muchas personas con herpes zóster cuestionan si ellos son contagiosos. El virus Varicella zoster, que es responsable de la varicela y el herpes zóster, puede diseminarse por contacto directo con el líquido de la pequeña erupción vesicular que ocurre con el herpes zóster.
Cuando una persona está infectada con culebrilla, primero experimentarán un hormigueo en la piel, ardor y entumecimiento, generalmente en un lado del cuerpo. Después de 2 a 3 días, aparecen racimos de ampollas pequeñas llenas de pus. Estos estarán rodeados de piel roja.
La erupción y las ampollas normalmente continúan apareciendo de 3 a 5 días.
En este momento, la persona es contagiosa. Si otra persona está en contacto directo con las ampollas, pueden enfermarse.
La transmisión solo ocurre a través del contacto directo con ampollas, y puede causar varicela en alguien que nunca ha sido infectado con el virus. Durante el tiempo antes de que aparezcan las ampollas y después de la formación de costra, no hay riesgo de transmisión viral.
Si las ampollas están rotas y con costras, o si están bien cubiertas, no pueden propagar el virus.
De esta forma se puede prevenir una transmisión viral:
• Cubriendo la erupción y evitando tocarla
• Llevar una buena higiene de manos lavándose ambas manos continuamente
• Evitar el contacto con cierto tipo personas después de que se hayan formado ampollas

Las personas que deben evitarse después de haberse formado ampollas incluyen:
• Mujeres embarazadas que no han tenido varicela o que recibieron la vacuna
• Niños que aún no han tenido varicela o la vacunación
• Bebés nacidos prematuramente o de bajo peso
• Personas con sistemas inmunológicos debilitados, por ejemplo, con infección por VIH, personas que reciben tratamiento para el cáncer o que tienen algunos tipos de cáncer, como leucemia o linfoma.

Una persona con un sistema inmune debilitado podría ser alguien que toma medicamentos inmunosupresores, quimioterapia, personas con VIH y personas que se han sometido a un trasplante de órgano.
La culebrilla no se puede transmitir de una persona a otra, pero el virus del herpes zóster, que causa la primera varicela y luego el herpes zóster, puede. La infección no se puede transmitir a través de la tos, los estornudos o el contacto casual, a menos que involucre la erupción.
Una persona con herpes zoster activo puede transmitir el virus cuando la erupción está en fase de ampolla. Una persona no es infecciosa antes de que aparezcan las ampollas. Una vez que la erupción ha desarrollado costras, la persona ya no es infecciosa.
La culebrilla es menos contagiosa que la varicela y el riesgo de que una persona con herpes zóster propague el virus es bajo si la erupción está cubierta.

SI estas Buscando

Tratamiento Eficaz para
ELIMINAR El HERPES…?

No Busque mas...

Acaba de Encontrar el Metodo Secreto mas Poderoso para**Liberarse del Herpes Eficazmente**

 

 

 

Temas relacionados :